25 noviembre 2010

humor azurdo

Dedicado a mis compañeros, a mis amigos y, por qué no, a mis padres...


Tengo los cojones negros.

Llegué un poco tarde al curro, ¡por ocho horas de nada!
Entraba yo por la puerta y ya estaban todos de desbandada.
Así que mi jefe me dijo que tengo los cojones negros.

Tengo los cojones negros.
Parece ser, por lo visto, que tengo los cojones negros.

Yo me metí en el tren, ¡vaya corte de meada!

Resulta que hay que pagar, ¡pues yo no sabía nada!
Y va el revisor y me dice que tengo los cojones negros.

Tengo los cojones negros.
Parece ser, por lo visto, que tengo los cojones negros.

  • La Frase de Hoy: Casi todos podemos soportar la adversidad, pero si queréis probar el carácter de un hombre, dadle poder. Abraham Lincoln.
  • Para el que no lo Sepa:

No hay comentarios: